Fin a una temporada atípica a la par que ilusionante en la Escuela Lalo García Grupo Antón. Después de un parón obligado por la pandemia, la base del Club blanquivioleta retomó la actividad deportiva, siguiendo todas las medidas sanitarias y directrices, lo que ha permitido completar la temporada 2020/2021 de manera segura.

 

Gracias al esfuerzo de las familias, técnicos, jugadores y miembros de la Escuela Lalo García Grupo Antón, el baloncesto de los más pequeños volvió a celebrarse en Pisuerga, aunque esta vez en las pistas aledañas del recinto. De esta manera, la actividad se ha podido desarrollar de manera satisfactoria durante los últimos meses, poniendo de manifiesto el buen papel realizado por todas las partes previamente mencionadas, además de patrocinadores y entidades que lo han hecho posible.

 

No obstante, la semana pasada tuvo lugar la clausura del curso deportivo 2021/2022, el más atípico posible, pero igualmente ilusionante y divertido para los más pequeños de la familia blanquivioleta, quienes esperamos que continúen disfrutando del baloncesto y del deporte junto con el Real Valladolid Baloncesto.

Facebooktwitter